Hagamos del México fregado ¡UN MÉXICO FREGÓN!

Es un órgano transexenal, apartidista, consultivo y propositivo de la Nación en materia de planeación estratégica y su evaluación. Estará compuesto por 16 miembros con voz y voto, además del secretario técnico y asesores expertos sin voto.
Este organismo estará sustentado en la ley y su respectivo reglamento, con el objetivo de establecer el proceso de planeación estratégica en busca del desarrollo sostenible de la Nación.
Este consejo tendrá Cinco ejes, dos de ellos serán las bases para el desarrollo: Seguridad y Justicia y Gobierno Eficaz y Transparente; y tres serán pilares esenciales: Desarrollo Humano, Desarrollo Sustentable y Desarrollo Económico.

Durante años nos han dicho que es momento del cambio, nos lo dicen los candidatos de todos los partidos cada elección. Nos lo expresan tantas veces que hemos perdido la idea de qué significa el cambio, ¿Cambio de qué?, ¿De presidente?, ¿De régimen?, ¿De partido político? Hace casi ya 20 años se vivió una elección histórica, por primera vez en la vida de México, el partido que había gobernado desde siempre perdía una elección, entrábamos a la vida democrática de México, a la alternancia. Se tenía la esperanza de que todo cambiaría pero la nación fue trágicamente dirigida hacia el mismo rumbo.
Seis años después, se vivió una elección muy cerrada, donde el partido en el poder logró, por poco, conservar la presidencia pero al costo de dividir a la sociedad y crear un movimiento político que al día de hoy nos tiene al borde de la incertidumbre y el temor.
Llegó el 2012 y con este una nueva elección presidencial, el partido que había gobernado México por más de 80 años regresó al poder prometiendo ser una generación de políticos renovados y sí que lo fueron, superaron a quienes los antecedieron en el poder pero en corrupción e impunidad.
En las elecciones de este uno de julio, tenemos una oportunidad histórica: “Jubilar a los Partidos Políticos, pero sin pensión". Y el poder para hacerlo, lo tienen los ciudadanos con su voto por un candidato libre del yugo de los partidos.
Un candidato independiente solo le rinde cuentas a los ciudadanos, pues esta ahí gracias a ellos, no gracias a su partido. Aunque ello implique muchas dificultades: Poco tiempo en radio y televisión, presupuesto limitado y falta de estructuras para que lo apoyen. Para recorrer este camino hacia la “Nueva Independencia” se requiere ser “Bronco, no mansito”.
Es aquí y ahora cuando los ciudadanos podemos librarnos de la partidocracia mexicana que nos tiene hundidos como nación. Librarnos también de esos partidos que no escuchan a la gente y mucho menos la toman en cuenta para elaborar sus proyectos de nación.

Promover el desarrollo sostenible de México bajo una visión de largo plazo a través de:

    - Una planeación integral que atienda los ejes económico, social y ambiental.
    - Mecanismos de planeación, evaluación de resultados, comunicación y rendición de cuentas.
    - Constituído de manera autónoma con recursos mixtos, de origen público y privado, que privilegie la transparencia.

TOP
Bitnami